Skip to content

Lo que Majo y Dan nos enseñaron acerca de «esencia»

Lo que Majo y Dan nos enseñaron acerca de «esencia».

 

Como director creativo tenemos un recurso llamado “De creativo a creativo”, en el que buscamos proporcionar herramientas y recursos para la iglesia a través de un espacio de conversación con invitados de los cuales queremos aprender acerca de su conocimiento y de su experiencia.

 

Hace unos cuantos días tuvimos en “De creativo a Creativo” una conversación muy especial con Majo y Dan, en la que ambos nos compartieron una riqueza de enseñanzas las cuales representan el fundamento y la razón detrás de su nuevo álbum titulado “esencia”.

 

(Haz click aquí para ver la conversación completa).

 

A través de esta entrada queremos compartir contigo un pequeño resumen acerca de tres cosas que Majo y Dan nos enseñaron acerca de “esencia“.

 

1. Necesitamos “Selah” en nuestra vida

Una de las cosas que Majo y Dan nos compartieron acerca de las cosas que Dios ha estado hablando a sus vidas ha sido la necesidad de tener un tiempo de pausa y de devoción.

 

Hablamos de cómo la sociedad naturalmente tiene un ritmo de vida muy acelerado, muy ocupado, y sin mucha capacidad de tomar un tiempo de descanso y detenerse ante tantos quehaceres.

 

Pareciera ser que el ritmo es imparable e interminable, Siempre estamos corriendo en el día a día, y en cuanto terminamos una tarea, lo que sigue es la siguiente.

 

A pesar de que el trabajo es algo bueno, y que ser proactivos es una virtud, esto a la vez puede convertirse en una trampa sutil cuando todo esto no nos permite detenernos para tener un tiempo con Dios.

 

La palabra “Selah” que encontramos en el libro de los salmos, nos enseña que como seres humanos definitivamente necesitamos tomar un tiempo de pausa. Por supuesto para descansar pero más importante, para poder tener toda nuestra atención dedicada a Dios y su palabra.

 

 al poder tomar estos tiempos de descanso y de reflexión realmente encontraremos que es ahí en dónde nuevas convicciones se fortalecen en nuestro corazón. Ya que tendremos tiempo para recordar las promesas de Dios, quién es Él, y lo que Él hace en nuestras vidas.

 

En esta enseñanza, Majo y Dan no recordaban como hay una real batalla en nuestra sociedad para robar nuestra atención. Ya que si nuestra atención no está en Dios, difícilmente podremos crecer en nuestra vida de devoción.

 

Y es por esto que el nuevo álbum “esencia”,  tiene una versión especial en la que al final de la canción, hay un tiempo para orar y meditar con versículos acerca de quién Dios es,  y sus promesas para nuestra vida.

 

2. En Jesús todo está bien

Otra de las cosas que estuvieron muy presentes a lo largo de esta conversación fue la importancia de tener la convicción y la seguridad de que en Jesús todo está bien.

 

Esta verdad en la mayoría de los casos resulta ser la raíz de por qué estamos tan ocupados, tan estresados y tan acostumbrados a un ritmo de vida acelerado. No solo como personas en nuestra vida cotidiana, sino también muchas veces como ministerios dentro de la iglesia.

 

Es porque de alguna manera quizá hemos olvidado qué en la cruz Jesús completó todo lo que faltaba. Jesús exclamó “Consumado es”, en otras palabras está expresión nos habla de que todo ha sido satisfecho mediante la vida y el sacrificio de Jesús.

 

Esto debe significar para nosotros qué cada cosa que hacemos y todo lo que deseamos planear para Dios, debe de partir de un corazón que solamente está respondiendo lo que Jesús ya hizo, y que algo falta y que necesita “pagarle” a Dios.

 

Muchas veces queremos hacer muchas cosas pensando que de esta manera Dios nos amará más,o nos bendecirá más, sin embargo siempre debemos recordar qué el amor y la bendición de Dios abundan en nuestra vida, no por lo que nosotros podamos hacer, sino por lo que Jesús ya hizo.

 

3. La creatividad parte del deleite

Por último, un tema muy interesante y muy práctico que estuvo presente en esta plática fue la ironía del proceso creativo. 

 

¿A qué nos referimos con la ironía?

 

A qué se nos ha enseñado y realmente creemos y cada vez que tenemos un proceso creativo debemos de esforzarnos con toda nuestra capacidad para lograr desarrollar una buena idea. Pero eso aunque tiene sentido, muchas veces termina siendo al revés, al estar tan ocupados y esforzados queriendo llegar a una buena idea terminamos quemados y saturados en un bloqueo creativo.

 

Majo y Dan nos recordaban que la creatividad proviene de Dios y que su Espíritu, es quién nos da la inspiración para crecer en nuestra creatividad.

 

A veces en los procesos creativos dentro de los ministerios de la iglesia, nos saturamos tanto y nos ocupamos tanto para lograr dar un resultado de creatividad, cuándo quizá el bloqueo creativo en primer lugar sucedió precisamente por eso, por un exceso de esfuerzo.

 

Si el Espíritu Santo es quién nos da la creatividad, debemos enfocarnos en buscar al Espíritu de la creatividad y deleitarnos en su presencia para que de ahí provenga una creatividad especial que fluye desde la presencia de Dios.

 

Esto es una ironía, porque se nos enseñó que hay que trabajar mucho para dar un resultado creativo, cuando realmente si aprendemos a descansar y a disfrutar la presencia de Dios de ahí encontraremos una creatividad pura y orgánica.